lunes, 22 de abril de 2013

LIBRERÍA LOWCOST



Aquí les presento una versión moderna de las librerías de lance de toda la vida, pero con una innovadora imagen y un concepto imaginativo que comienza por su manera de catalogar los libros. Para saber donde encontrar su libro tiene primero que encontrar qué clase de lector es, y para ello los libreros, casi como un juego, les proponen diversas categorías, a saber: apasionado; curioso; ecónomo; emotivo; empedernido; goloso; tímido, como fuere que se encuentre en ese momento, porque yo les confieso que puedo encajar en todos los conceptos a la vez. En el texto de presentación de la web de la librería se presentan así:

“En Re-Read podrás encontrar libros de segunda mano en perfecto estado. También vender los tuyos; porque siempre hay libros leídos y libros por leer., por eso Re-compramos y Re-vendemos para que nunca te quedes sin ninguno de los dos”.



Así que podemos releer libros al precio de 3 € el ejemplar, dos libros por 5 € o cinco libros por 10 €.

Parece que la crisis -la estafa económica, vamos- y el elevado precio de los libros están haciendo que los lectores vuelvan a las bibliotecas públicas y a la compra de libros de segunda mano, esto unido a que ya es muy difícil encontrar ediciones que no sean las novedades, porque los fondos de las librerías, más allá de los superventas y las modas del momento, ya no existen, en parte por falta de espacio, ya que las grandes editoriales inundan la mesa de novedades con más y más libros, porque se trata de ocupar cotas de mercado y no dejar sitio a la competencia. Como digo, nos obligan a los lectores “empedernidos” a bucear, con gran placer, por otro parte, por las librerías de viejo, claro que el concepto de “viejo” ha cambiado, un libro publicado hace tres o cuatro años, ya es difícil de encontrar en las estanterías de la librería, y no le digo si se trata de autores clásicos.



¿Y por qué están caros los libros?, en parte, y sin entrar en la cuestión del IVA, porque la burbuja de la industria editorial aún no ha explotado, como lo hizo la inmobiliaria y la discográfica, y se inflan artificialmente los porcentajes que se quedan en la producción y distribución de libros, mientras el autor, al fin y al cabo el que genera todo, se lleva una ínfima parte del pastel. En fin, eso da para otro artículo.

Re-gracias a Nicolás y a todo el equipo de Re-Read por su propuesta librera y por el permiso para reproducir las imágenes de esta nota.

WEB: Re-Read

LUGAR: c/. Rosselló, 158 (08036 – Barcelona)

No hay comentarios:

Publicar un comentario