viernes, 25 de febrero de 2011

LOS MISTERIOS DE UDOLFO


TRAMA:

Los misterios de Udolfo es el romance gótico por antonomasia, repleto de incidentes de terror físico y psicológico; castillos remotos y ruinosos; acontecimientos supuestamente sobrenaturales; un villano melancólico y retorcido; y una heroína perseguida. A esto Radcliffe le añade extensas descripciones de paisajes exóticos en los Pirineos y los Apeninos. Se enmarca en el año 1584 en el sur de Francia y norte de Italia.

Emily St. Aubert, joven francesa se queda huérfana después de la muerte de su padre. Es encerrada en el castillo Udolfo en las manos del Signor Montoni, un bandolero italiano que se ha casado con su tía, Madame Cheron. El romance de Emily con Valancourt, el hermano menor del conde Duvarney, queda frustrado por Montoni y otros. Emily quiere descubrir también una explicación de la misteriosa relación entre su padre y la marquesa de Villeroi, un misterio que parece tener algo que ver con el castillo Udolfo.

Al principio del relato se presenta a Emily, que comparte con su padre un lazo especialmente estrecho, debido a su amor por la naturaleza. Tras la muerte de su madre por una grave enfermedad, la relación entre Emily y su padre se estrecha aún más. Ambos viajan a Suiza, donde conocen a Valancourt, un guapo hombre que también siente un parentesco casi místico con el mundo natural. Emily y Valancourt pronto se enamoran.


El padre de Emily muere y la envían a vivir con su tía, Madame Cheron (más tarde conocida como Madame Montoni), quien no tiene nada en común con ella y la muestra poco afecto. Madame Cheron se casa con Montoni, el villano de la historia. Montoni lleva a Madame Montoni y Emily a Udolfo, separando así a Emily de su pretendiente Valancourt), en el que Montoni amenaza a Madame con violencia para forzarle a entregarle sus propiedades en Toulouse, que si ella muere irían en principio a Emily. Se suceden acontecimientos estremecedores dentro del castillo, y al final, Emily...

FUENTE: WIKI

ANN RADCLIFFE

Ann Radcliffe

Javier Memba: Ann Radcliffe, la reina de lo gótico

2 comentarios:

  1. De vez en cuando, una ración de gótico no está mal. Si lo que se suministra son novelas de calida, incluso apetece, por qué no.

    ResponderEliminar
  2. No conocía a esta dama del gótico, Soy principiante en todo en esta vida. Gracias Javier por estas notas.

    ResponderEliminar